La Presidencia del Congreso, ensayo general para la investidura

PP-Ciudadanos-Presidencia-Congreso-investiduraA dos días de la constitución de las Cortes, los partidos continúan los contactos para cerrar el nombre del presidente del Congreso y la composición de la Mesa, una negociación a varias bandas que puede ser la piedra de toque para un hipotético acuerdo de investidura de Mariano Rajoy.

En las últimas horas son muchas las miradas que confluyen en una dirección, Ciudadanos, y un nombre, el del diputado Ignacio Prendes, como solución de consenso que no desagradaría en principio ni al PP ni al PSOE, si bien los socialistas siguen defendiendo como su primera opción que repita Patxi López como presidente.

Por el PP, las personas que más suenan para presidir la tercera institución del Estado son la ministra de Fomento en funciones, Ana Pastor; la secretaria general del partido, María Dolores de Cospedal, e incluso alguien que conoce muy bien la cámara como el secretario de Estado de Relaciones con las Cortes, José Luis Ayllón.

Sin embargo, no se ha oficializado ninguna candidatura a la espera de ver en qué cristalizan las negociaciones.

Y es que en el PP barajarían no presentar candidato si finalmente hay un acuerdo del resto de fuerzas, como ocurrió la pasada legislatura para aupar a López, han admitido a Efe fuentes del Partido Popular.

No se cierran tampoco a que la presidencia del Congreso sea para Ciudadanos si el partido de Albert Rivera cambia su anunciada abstención a Rajoy en la segunda votación de investidura por un “sí”.

Otras fuentes apuntan a que el PP se guarda otro as en la manga y que no descartaría apoyar la repetición del socialista Patxi López siempre y cuando se garantizara la abstención del PSOE a Rajoy para poder formar Gobierno en la primera semana de agosto.

También los socialistas están jugando sus cartas y tratan de que Ciudadanos se avenga a apoyarles en la presidencia a cambio de cederles algún puesto en la Mesa -con 32 escaños no tiene garantizado ninguno-, teniendo en cuenta que el partido de Rivera siempre ha defendido que el Congreso y el Gobierno deberían estar presididos por personas de distintas fuerzas.

“Pero Ciudadanos no se decide”, han admitido fuentes socialistas a Efe, que creen que todo apunta a un acuerdo de PP y Ciudadanos que dejaría sin opciones a López, y más tras conocerse que el líder de Podemos, Pablo Iglesias, estaba maniobrando a espaldas del PSOE para recabar el respaldo de nacionalistas e independentistas a la candidatura del cabeza de lista de En Comú Podem, Xavier Domènech.

Desde Ciudadanos, su portavoz en la Asamblea de Madrid, Ignacio Aguado, ha reconocido hoy que quieren mantener los dos puestos en la Mesa, aunque ha rechazado de plano un intercambio de “cromos” para apoyar la investidura.

Con esta incertidumbre por delante, el PP y el PSOE reúnen mañana a sus respectivas direcciones y se espera que entonces se clarifiquen las cosas, aunque con tantas incógnitas cabe la posibilidad de que haya que esperar hasta el último minuto, el mismo día de la constitución de las Cortes, para cerrar el tema.

Sea como sea, la Presidencia y la composición de la Mesa del Congreso darán pistas muy significativas de lo que puede esperar Mariano Rajoy dos semanas después en la sesión de investidura, si finalmente se convoca para entonces.

Un acuerdo del PP y C’s para que Ciudadanos presidiera el Congreso y para facilitar el Gobierno a Rajoy allanaría bastante el camino de la investidura, ya que juntos llegarían a 169 diputados (170 si se suma Coalición Canaria), muy cerca de los 176 escaños de la mayoría absoluta.

Ciudadanos ha insistido hoy en que su decisión es abstenerse, pero el PP está dispuesto a aprovechar estos quince días para convencerles de la necesidad de cambiar el sentido de su voto.

La apreciación generalizada, expresada incluso por algunos “barones” socialistas, es que si Rajoy se garantiza esos 169 o 170 apoyos el PSOE tendría más difícil seguir manteniéndose en su “no”.

Dirigentes como Felipe González, Alfonso Guerra y Guillermo Fernández Vara han llegado a sugerir estos días una abstención del PSOE, aunque sea mínima, para facilitar que haya Gobierno, al tiempo que han advertido a Sánchez contra hipotéticas tentaciones de volver a intentar un Ejecutivo alternativo con Podemos.

Opt In Image
Ayúdanos a seguir creciendo

Entra y suscríbete, con ese euro harás que este periódico digital siga hacia adelante.

  • visitarnos en nuestra web
  • suscribirte
  • compartir en las redes sociales
  • puntuar las noticias

 

esto nos ayuda a seguir creciendo, muchas gracias.

 

<>
Puntúa